fbpx
Turn your device verticaly

Misterios de Madrid «La Casa de las Siete Chimeneas»

01 febrero 2018 Categorías: España

Una, dos … tres … cuatro, cinco, seis, siete … siete chimeneas.

Así es, hay siete chimeneas en lo alto de la ‘Casa de las siete chimeneas, una característica que le dio su nombre a esa casa singular. La casa con siete chimeneas … una vivienda histórica con un pasado misterioso.

El edificio data del siglo XVI y se halla en la Plaza del Rey, en el barrio

Madrileño de Chueca, a pocos metros de la Gran Vía. Paseando por delante, puede reconocerlo fácilmente por su fachada de ladrillo rojo y, por supuesto, por sus siete chimeneas.

Según la leyenda, la casa fue construida durante el reinado de Felipe II, por orden del propio Rey. Se rumorea que el rey Felipe quería un lugar secreto para llevar a cabo sus relaciones amorosas, lejos de las miradas indiscretas de sus súbditos.

Su amor por una joven dama de la corte, la bella Elena, lo impulsó a construir esta mansión como una escapada romántica, para que las malas lenguas no mancharan la pureza de sus sentimientos. Pero sus frecuentes visitas a la mansión no pasaron desapercibidas y, para silenciar los rumores, Elena se casó con uno de sus oficiales, el capitán Zapata.

Sin embargo, Philip no había contado con la chispa de amor que se encendió entre la joven y su oficial, un amor que fue lo suficientemente fuerte como para alejarlo de los favores de Helen.

Por desgracia, ese dulce matrimonio duró poco, ya que Zapata fue reclutado para luchar en los Países Bajos, y allí encontró la muerte durante la famosa batalla de San Quintín.

La hermosa Elena languideció por el dolor y tristeza, sin poder comer ni dormir. Finalmente, murió con el corazón roto, pero no antes de dar a luz a un niño.

No todas las fuentes confirman la existencia de este niño, del mismo modo que no es seguro que Elena muriera de forma natural. Algunos criados afirman haber visto las marcas de una lucha en su cuerpo: ¿Acaso las heridas mortales infligidas por una daga condenaban a la joven al inframundo?

 

Corrieron rumores de que el propio Rey había ordenado su muerte con el fin de ocultar el nacimiento de un niño que podría haber puesto en peligro la sucesión del trono.

Finalmente, el padre de Elena fue declarado culpable de haber cometido el terrible crimen, una acusación que condujo a otra muerte dolorosa. El caballero, ya sea consumido por la culpa o atormentado por el escándalo público, se ahorcó poco después, de una viga de la misma casa de las siete chimeneas donde su hija había encontrado su final fatídico.

Estos eventos llevaron a Felipe II a iniciar una investigación para aclarar lo que realmente le había sucedido a la bella Elena, pero para su desconcierto el cuerpo no se encontró por ningún lado.

Primero el alma de la joven y ahora su cuerpo había desaparecido sin dejar rastro.

Pasaron los años y los ciudadanos casi habían olvidado los tristes acontecimientos de esa maldita casa … hasta que una aparición fantasmal sacudió la memoria de todos.

Cuando el sol desapareció en el horizonte y la luna se alzó en lo alto del cielo, proyectando sombras que parecían cobrar vida propia, apareció una mujer hermosa en el techo de la casa con siete chimeneas, cubierta con una fina tela blanca.

La joven cruzó el tejado encantado, hacia el lugar desde donde se podía ver el Alcázar a lo lejos. Allí se arrodilló y golpeó su pecho, antes de desaparecer de nuevo entre las espeluznantes sombras de las que había aparecido mágicamente.

Los ciudadanos comenzaron a hablar de nuevo sobre la misteriosa casa, cuyo trágico pasado atormentó sus sueños y no los dejaba dormir. Se rumoreaba que la chica que apareció en la azotea era la hija de Elena, fruto de su relación amorosa con el Rey. Todas las noches, el espectro de la mujer con el alma atormentada, salía para maldecir su destino y culpar al Rey, que la había abandonado.

 

Siglos más tarde, un descubrimiento trágico arrojó más luz sobre la posible causa de estas apariciones fantasmales.

A comienzos del siglo XIX, la población europea profesaba una fe absoluta en la razón. El Progresismo del siglo anterior había puesto fin a cualquier creencia que no pudiera probarse científicamente. Sin embargo…

… ¿Estás seguro de que todo en este mundo se puede explicar?

Los trabajadores que fueron contratados para restaurar la Casa de las Siete Chimeneas puede que se hiciera la misma pregunta, ya que se acordaban de las historias de fantasmas que habían rodeado el edificio en el pasado.

Cuando el Banco de Castilla comenzó los trabajos de restauración en el antiguo edificio a finales del siglo XIX, la leyenda y la historia se fusionaron y cobraron vida en forma de un descubrimiento terrible: el esqueleto de una mujer junto con algunas monedas de oro que datan del siglo dieciséis.

¿A quién pertenecían esos huesos? ¿Era el cuerpo de la hermosa Elena, quien había desaparecido sin dejar rastro? ¿O era la joven que aparecía todas las noches en la azotea, lamentando su suerte: la hija abandonada del Rey? ¿Y quién la había enterrado? ¿El padre de Elena, otro hombre o el mismo Rey Felipe II?

Es posible que nunca sepamos las respuestas a estas preguntas. Aunque tal vez sea mejor así… algunas cosas es mejor dejarlas enterradas en el pasado.

 

Tour: Las Herejías de Madrid

This post is also available in: enEN itIT

Views: 393
Copyright © 2019 Mysterium Tours, s.r.o. CZ08077215 - Tours temáticos nocturnos créditos del sitio